El Papa Francisco lleva crucifijo de sacerdote degollado en Oriente Medio

Francisco volvió a recordar la cruenta persecución de cristianos en Oriente Medio durante un encuentro con 5000 religiosos en el Vaticano.

“Sé que entre vosotros hay consagrados y consagradas de Iraq y Siria. Querría comenzar con un recuerdo a nuestros mártires de Irak y Siria, nuestros mártires de hoy. Quizás vosotros conocéis a muchos o a algunos”.

Insistió en que los mártires de hoy son más que los de los primeros tiempos y recordó un hecho particular que le sucedió en la plaza de San Pedro con un sacerdote iraquí.

Lea la noticia completa en Rome Reports