La oración del Papa con el Patriarca greco-melquita

“El abrazo del padre de una iglesia con Pedro”. Una Iglesia rica, con su propia teología dentro de la teología católica, con su propia liturgia y con un pueblo, en este momento la mayoría de estas personas están crucificadas como Jesús “. Con estas palabras, el Papa Francisco quiso explicar, durante la misa celebrada en la capilla de Santa Marta, en la mañana del martes 13 de febrero “lo que significa el acto de hoy”: celebrar la comunión eclesiástica; que fue concedida al nuevo Patriarca de Antioquía greco-melkita Youssef con una carta papal del 22 de junio.

“Esta misa con nuestro hermano – dijo el Papa en la introducción del rito – hará la comunión apostólica: él es el padre de una Iglesia, una Iglesia antigua que viene a abrazar a Pedro, a decir; “Estoy en comunión con Pedro” ». Por lo tanto, se ofrecía la celebración “por el pueblo, por las personas que sufren, por los cristianos perseguidos en el Medio Oriente, que – explicó el Papa – que dan su vida, sus bienes, sus propiedades y que son expulsados.”

Fuente: L´Osservatore Romano