Sacerdote cubano: La Iglesia en Cuba es muy creativa pese a las prohibiciones

“Hay libertad de culto pero no libertad plena de religión”, explica.

El padre Rolando estudia Comunicación en Roma. Se forma en la Ciudad Eterna para volver a su Cuba natal y comunicar con mayor eficacia la vida y la actividad de la Iglesia en la Isla, pero no lo va a tener fácil.

ROLANDO MONTES DE OCA
Sacerdote cubano
“Hay otras dificultades que encuentra la Iglesia en Cuba, por ejemplo, no tiene presencia estable en los medios de comunicación. La presencia de la Iglesia en los medios de comunicación ha sido gradual. Son pequeños momentos en la radio que tienen los obispos dos o tres veces al año y queríamos tener esa posibilidad como algo que aportar a la sociedad y que, de momento, no está reconocida”.

Sin embargo, a grandes problemas grandes soluciones. Este sacerdote habla de una Iglesia a la que las prohibiciones no la han desanimado. Todo lo contrario, le han hecho desarrollar una creatividad especial. Prueba de ello son estas casas misión. Ante las dificultades impuestas por el régimen comunista para edificar templos, los hogares se han convertido, literalmente, en Iglesias domésticas.

ROLANDO MONTES DE OCA
Sacerdote cubano
“Hay dificultades porque normalmente no se pueden construir templos, ahora se han inaugurado tres pero llevamos muchos años pidiendo poder construir templos en poblaciones donde no los tienen”. “En prácticamente todos los pueblos de Cuba hay comunidades cristianas, con o sin templo. Incluso comunidades sin templo en lugares donde la Iglesia ha adquirido mucha vitalidad y hay catequesis, se celebra la Eucaristía y se forman personas, se celebran los sacramentos y se convierten en auténticos centros pastorales, desde la casa de una familia o desde debajo de un árbol de mango o en situaciones similares”.

El puente entre la Iglesia y el gobierno comunista lleva tendiéndose durante 60 años piedra a piedra, con mucho esfuerzo de entendimiento y de diálogo. Sin embargo, tal y como explica el padre Rolando, queda aún bastante por hacer en términos de libertad religiosa.

ROLANDO MONTES DE OCA
Sacerdote cubano
“Hay libertad de culto pero la libertad religiosa exige más condiciones todavía. En la libertad religiosa hay que hacer un largo camino todavía. No diría que no hay ninguna, ni diría que la hay plena. Estamos en camino, un camino que se va construyendo con el diálogo pero en la libertad religiosa sí que tenemos que caminar todavía”.

En el camino ha habido gestos grandes e importantes, como la presencia de los Pontífices en la Isla, y también otros tímidos pero significativos, como la reciente visita del nuevo presidente Díaz Canel al santuario de la Virgen de la Caridad del Cobre. Lo que es indudable, según este sacerdote, es que el pueblo cubano es profundamente religioso. Unas raíces que ni 60 años de marxismo ateo han podido erradicar.