El padre Samir Khalil, constructor de puentes entre el Islam y el cristianismo

“Allanó el camino para una nueva confianza en sí mismo por parte de los oprimidos y perseguidos”. Esta es la razón por la cual la “Fundación Stephanus para cristianos perseguidos” alemana decidió otorgar un premio al padre Samir Khalil, un jesuita egipcio, un gran erudito de la herencia literaria cristiana del mundo árabe. La ceremonia de entrega de premios tuvo lugar el 21 de julio en el Salón de los Espejos de la residencia de estilo barroco en Eichstätt, municipio de Baviera.

En la década de 1980, el Padre Samir fundó el Centro de Investigación y Documentación de CEDRAC en Beirut para profundizar el estudio de la herencia literaria cristiana del mundo árabe. En 2015 presidió el Pontificio Instituto Oriental (Pio) en Roma.

Al recibir el premio en Baviera, el jesuita invitó a los presentes a “tener más valor para el diálogo”. Luego enfatizó que “los conceptos de Cristianismo e Islam son profundamente diferentes. Pero a pesar de toda la violencia, nunca debemos olvidarnos de considerar a los musulmanes nuestros hermanos y hermanas y trabajar por la paz “.

Lea la noticia completa en el sitio: Asianews.it